¿Qué es la virginidad?

Mucho se habla acerca de la virginidad, pero a ciencia cierta ¿sabes a que hace referencia este término? Si no lo tienes claro, no te pierdas este artículo, ya que en él haremos claridad de lo que es la virginidad, aclarando más de uno de los mitos que se han desatado acerca del tema y que de cierta manera han alejado la real definición del mismo.

Una de las definiciones alude a la virginidad al estado de una mujer antes de tener su primera relación sexual, fase en el que el himen se encuentra intacto, siendo este una membrana que cubre parcialmente la entrada de la vagina de una mujer que no ha tenido relaciones sexuales y que posteriormente una penetración se rompe, sin dejar de lado que existen otras formas de hacer que este mismo se rasgue, como en el caso del mal uso de un tampón, o en medio de una masturbación.

Por lo anterior es erróneo pensar que el himen determina si una mujer es virgen o no, pues las relaciones sexuales son el único determinante de saber si la virginidad aún existe o no. Así de esta manera aunque el termino virginidad se utilice en otros ámbitos para destacar a un objeto cualquiera que no haya sufrido cambio u uso alguno, en términos sexuales se aplica a la persona que no haya tenido experiencias sexuales, incluyendo al género masculino.


Espacio publicitario


En los diccionarios el termino virginidad puede mostrarse como sinónimo de pureza e integridad, no obstante este es determinado por la sociedad de acuerdo a la cultura y la época, el cual por lo por lo general se vincula a no haber desarrollado el coito (la cópula, que incluye la penetración).

 Saber si una mujer es virgen o no es posible mediante un examen físico, en donde podrá visualizarse si el himen está o no roto, sin embargo es importante mencionar que no siempre el himen se destruye en el momento de una penetración así como también como se explicó anteriormente el rompimiento del mismo significaría que esta haya tenido ya relaciones sexuales, puesto que existen otras formas de hacer que este se arranque como el caso de los tampones, o por la introducción de un pequeño espéculo o de una sonda de ecografía endovaginal.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *