¿ cual fue el primer milagro de jesus ?

¿cual  fue  el  primer  milagro  de  jesus?

Si alguien nos preguntara cuál fue el primer milagro que hizo Jesús, no dudaríamos en responder que fue el del agua convertida en vino durante una fiesta de bodas, en la ciudad de Caná de Galilea. El mismo evangelio de San Juan lo dice expresamente: “Éste fue el primer signo que hizo Jesús, en Caná de Galilea, con el cual mostró su gloria, y sus discípulos creyeron en él” (Jn 2,11). Sin embargo para los otros tres evangelistas (Mateo, Marcos y Lucas), ése no fue el primer milagro realizado por Jesús. Más aún: ni siquiera se enteraron de ese milagro. Para ellos no existe. Y en su lugar cada uno relata otro “primer” milagro. Así, en San Marcos (y San Lucas), figura la curación de un endemoniado en la sinagoga de Cafarnaún. Y en San Mateo, la curación de un leproso luego del sermón de la montaña. ¿Por qué los evangelistas no están de acuerdo sobre el primer milagro de Jesús? ¿Por qué cada uno da una versión diferente? Porque ellos no pretendieron contar a sus lectores lo que históricamente hizo Jesús con su actividad milagrosa, sino transmitirles un mensaje religioso, que cada uno adecuó como mejor le pareció.

jesus1


Espacio publicitario


Los espíritus de la sinagoga El evangelio de Marcos, que es el más antiguo, relata así el primer milagro de Jesús: “Jesús y sus discípulos entraron en Cafarnaún. Y cuando llegó el sábado, fue a la sinagoga y se puso a enseñar. Todos quedaron asombrados de su enseñanza, porque les enseñaba como quien tiene autoridad, y no como los escribas. Había en la sinagoga de ellos un hombre poseído por un espíritu inmundo, que se puso a gritar: «¿Qué quieres de nosotros, Jesús de Tazaren? ¿Has venido a destruirnos? Yo sé quién eres tú: eres el Santo de Dios». Jesús entonces lo reprendió: «¡Cállate y deja a ese hombre!» El espíritu inmundo sacudió violentamente al hombre, y dando un fuerte grito salió de él. Todos quedaron asombrados, y se preguntaban unos a otros: «¿Qué es esto? Una enseñanza nueva, llena de autoridad. Da órdenes hasta a los espíritus inmundos, y le obedecen». Y su fama se extendió rápidamente por todas partes, en toda la región de Galilea” (Mc 1,21-28).

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *