¿Cuál es la importancia del significado de los nombres?

Desde el momento en que nace una persona, le es designado un nombre con el fin de identificarle frente a la sociedad a la que pertenece, el nombre hace parte de la identidad, componente de aquel conjunto de rasgos que le caracterizan frente a los demás como un ser único. Colocar un nombre a un ser va más allá de un deber como ciudadano, pues de la antigüedad e inclusive desde el inicio de los tiempos el ser humano ha tomado este hecho como propio de su cultura y costumbres.

El nombre es tan importante, como lo es el apellido y el número de identificación, más allá de identificarnos como ciudadanos de un país en cuestión, es la palabra que te distingue frente a los demás, con la que te reconocen por lo que eres y haces en el camino de la vida. Los creyentes en Dios, bajo distintas religiones hacen de la otorgación del nombre toda una ceremonia denominada bautismo en la que familiares y amigos celebran el ingreso a un grupo social y espiritual según la fe.

Es curioso con qué facilidad los padres contemporáneos buscan el nombre a sus hijos, en muchas ocasiones basándose simplemente en el sonido que se perciba en conjunto con los apellidos que llevara el niño o niña, dejando de lado algo tan importante como lo es el significado; existen casos en los que ni siquiera hasta el día de la muerte la persona se da cuenta de que quiere decir etimológicamente la palabra con que a diario le nombran, con la que a diario hablan de él o ella, con la palabra que le recordaran por lo que fue, de ahí la importancia de ir más a allá de un gusto, de informarse antes de asignar un nombre a una persona, a un ser que quizá como es en el caso de los hijos es y será la persona más importante para ti.

Es importante que en el momento de nombrar a alguien nos detengamos un momento a buscar el significado de los nombres, si bien es cierto nuestros antepasados hacían uso de la etimología de las palabras para dar sentido a algo tan importante como lo es el nombre de un ser querido; encontramos en la historia grandes personajes de la historia que llevaron un nombre particular concerniente a lo que fueron, ejemplo de ello Jesús, nombre inspirado por Dios para darle identidad al ser que fue, palabra proveniente del hebreo de la palabra Yehosuá, o Yeshua, su significado relacionado directamente con la salvación, lema que le caracteriza hasta el momento por personas creyentes en él.

 

Compartir

Dejar respuesta